¿Será Vargas la vara de medir lealtad?

Aunque la sospecha no cesará...

La sospecha durará meses, pero los discursos emocionan, y mejor el afán de cada día que la preocupación que no lleva a parte.

Los candidatos que se quedaron en el PLD tendrán que vivir con la reserva de sus compañeros de partido que los creen capaces de ganar y después abandonar la manada.

El esposo provocó alarma sin necesidad y ojalá la senadora candidata no pague la imprudencia. Dicen que no fue filmado ni filtrado, que todo fue cosa suya, y aposta.

El arrebato de Felucho no es el ánimo general, y hay quienes piensan que entre el presidente de la Refinería y el senador de San Juan existen diferencias que van más allá de la política. O de la ética.

Vargas en Moca parece ser la tónica de los ganadores en la interna que se bañarán con la ropa puesta. No solo recibió a Gonzalo, y podría decirse que lo cortés no quita lo valiente, sino que hizo más.

Lo puso a comer chicharrones, un producto exquisito de la zona, y demostró con su discurso que, contrario a la historia sagrada, el verdadero hijo pródigo no abandona su casa ni se lleva la herencia del papá.

Un mocano medido por buen cajón.

+ Leídas