20180308 https://www.diariolibre.com

De toda la historia de la humanidad, estos deben ser los tiempos más excitantes para ser mujer. Nunca se había avanzado tanto en el reconocimiento de los derechos, aunque todavía no estemos satisfechos con lo logrado, y tampoco se había sido tan cuidadoso en el tratamiento de la dignidad de la mujer, aunque todavía queden focos de atraso que debemos eliminar.

A pesar de todos los logros adquiridos, todavía sigue siendo un reto ser mujer. Los estereotipos han demostrado que son duros de matar. El machismo todavía no se ha desterrado, e instituciones sociales como las religiones y las costumbres ancestrales limitan grandemente el rol de la mujer en la sociedad.

Todo lo logrado, sin embargo, ha sido a costa de un gran precio pagado por las mujeres de todas las épocas al desafiar tabúes y prácticas y pagar con su propia vida ese enfrentamiento a un sistema opresor, como las mujeres trabajadoras de Nueva York en 1908.

En Diario Libre admiramos a la mujer en todas sus facetas, reconocemos el largo camino recorrido, y prometemos continuar acompañándola en el inacabado proceso de su igualdad plena.

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese