Unidad de propósito

La sesión de ayer de la Cámara de Diputados demostró cuán lejos estamos de lograr un frente común para enfrentar la pandemia si ni siquiera entendemos los principios básicos para detener su expansión.

Ayer, Francia prácticamente cerró el país y España, particularmente en Madrid, ha impuesto medidas de emergencia para evitar un rebrote masivo del COVID-19, mientras aquí nuestros honorables diputados hablaban de permitir el tránsito con el ingenuo pensamiento de que la gente andará por la calle manteniendo el distanciamiento físico, usando mascarrillas, sin hacer reuniones y bebedera de tragos en cualquier lugar, exactamente lo contrario a lo que se necesita para evitar el repunte de la pandemia.

Si nuestros honorables piensan así, ¿qué podemos esperar de las masas, desesperadas por las restricciones que impone el COVID-19?

La coherencia es la mayor virtud de los líderes. Si no hay unidad en los propósitos difícilmente ganemos la batalla.

+ Leídas