Ahora la mayoría de los dominicanos hablan porquerías

No hay que negarlo, son mala palabreos. La gran mayoría son haitianos que cruzan a vivir aquí, a trabajar por menos dinero que los dominicanos, duermen en el suelo, pero su lenguaje trata de ascender como el nuestro. A veces uno ni los entiende. Pero los dominicanos, algunos hablan porquería. Recuerdo que en la escuela nos obligaban a hablar bien, sano y entendible.

Decir un carajo, hijo de tu maldita madre, vete pa´la porra, esa maltita loca ojalá se muera, coño, coñazo, pendejo vete pa´la mierda, son expresiones muy comunes en los dominicanos de abajo. Uno podría decirlo pero en silencio. Y hoy es el lenguaje de los haitianos de abajo y los dominicanos que también viven muy abajo.

Si una amiga llega tarde al trabajo, la anfitriona puede decirle: “Mira esa loca vieja, siempre se retrasa”. No es lo mismo desear matar a alguien, que también decirle “ese hijo de la gran puta...”. He escuchado a muchas personas decir esas mala palabras.

Los niños si no les enseñas cómo hablar, dicen malas palabras. Me duele escucharlos porque sus padres guardan silencio o se ríen cuando escuchan esas palabras. Hasta los políticos dicen cosas que dan vergüenzas. Yo creo que en las escuelas hay que borrar el lenguaje y ponerlos a leer en voz alta y corregirlos. Pero se deja que los callejeros digan lo que digan con toda su asquerosidad. Dios nos ampare.

+ Leídas