CNEP va por mal camino

La Comisión Nacional de Espectáculos Públicos anda en malos pasos. Se propone limitar en YouTube dizque lo vulgar de la música urbana, una primera acción con la que se comenzaría a trillar el delicado camino de imponer cortapisas a la libre expresión. Hoy será la presunta obscenidad de esas letras; mañana prohibiría palabras que entienda “ofensivas” contra el presidente de la República y así sucesivamente cualquier otro capricho. Ojo al Cristo, pues ya el Gobierno ha enviado señales de trabas a la actividad de los medios de comunicación. Que apunten para otro lado. El que se sienta agraviado por la música o por una opinión, que se ampare en los tribunales de justicia. O que utilice una vía más expedita: usar el control o mover el dial.

+ Leídas