|Teatro|
| 23 AGO 2018, 12:00 AM

“El Crédito”, obra que retrata la desesperación ante la falta de recursos

Diario Libre habló con los protagonistas y su director sobre la obra que llega al Teatro Nacional desde el 5 al 16 de septiembre

20180823 https://www.diariolibre.com
“El Crédito”, obra que retrata la desesperación ante la falta de recursos
Irving Alberti y Orestes Amador asumen este reto el primer fin de semana de septiembre en la Ravelo, TN.

SANTO DOMINGO. Irving Alberti y Orestes Amador, son dos actores que, aunque han desarrollado sus carreras actorales en áreas distintas, uno en la comedia, y el otro en el drama, siempre se han admirado mutuamente y habían deseado compartir en algún proyecto.

Así lo confesaron a DL a propósito de su obra “El Crédito”, en la que ven materializado su deseo de compartir en las tablas por primera vez.

“Vivo de nuevas experiencias, dije que sí desde que me enteré que trabajaría con Orestes, al igual que con Ramón, que ha dirigido muchos sus éxitos en el teatro”, dijo Irving, sobre el crew.

La obra teatral que está dirigida por Ramón Santana, retrata a la perfección la realidad de muchas personas en la actualidad, quienes ven en un préstamo bancario la solución a todos sus problemas económicos, pero que por las exigencias y requisitos de la banca, no aplican para esta oportunidad crediticia. Para ambos este proyecto es un reto importante en sus carreras, porque se trata de un texto del reconocido dramaturgo Jordi Galcerán, el cual ha sido interpretado por los más grandes actores de Europa y América Latina.

“Es un reto actoral porque es de esas comedias que ya se han convertido en una franquicia internacional. Si buscas los actores que la han protagonizado en diversos países, te darás de cuenta que son de los más importantes. Se necesita una madurez tremenda para interpretar este texto que aparentemente parece simple, pero no lo es”, confesó Amador.

“Es un texto —continuó— que por abajo tiene cosas que te hacen reír, pero también tiene unos disparos filosóficos de la vida cotidiana que son bastantes pesados y que además demanda mucho esfuerzo físico”.

Para Irving lo que más ha disfrutado es el cambio que han tenido los dos personajes. “Lo que más me disfruto es ver como los dos personajes van cambiando, es hasta simbólico ver cómo vamos cambiado esa posición y rotando el control en la obra. Ese cambio me parece un gran reto y uno de los mejores ejercicios que yo he hecho en el teatro. Nos estamos disfrutando cada proceso de los personajes”, señaló Alberti.

Problemática social

Tanto el director como los actores señalaron que la historia refleja una problemática latente en la sociedad actual.

“Te pone a analizar acerca de esa soledad que sienten algunas personas que por más recursos que puedan tener no compensan ese problema existencial, y otras personas a las que las necesidades les lleva hasta a humillarse para ayudar a sus seres queridos”, dice Orestes.

Mientras que Irving señaló: “La vida se trata de experimentar para crecer”.

La obra se estrena el primer fin de semana de septiembre en el Teatro Nacional.

“El Crédito”, obra que retrata la desesperación ante la falta de recursos
Orestes e Irving
Teatro dominicano

Al cuestionarles sobre la situación del teatro dominicano, ambos coincidieron en señalar que se está en una buena época, con obras más interesantes y un interés mayor del público en las mismas.

“Pasa como en cualquier lugar, hay tiempo en que se puede ver obras con un esplendor desde el punto de vista desde el punto de vista dramaturgico, de elenco, directores y figuras que ya estaban desaparecidas retornan. En estos momentos están surgiendo nuevos directores y actores que antes no se conocían, pero tienen un peso. Vienen a incrementar la cantera de actores y directores”, señaló Amador.

Y continuó: “De tres años para acá he visto como se están presentando textos teatrales muy interesantes en todos los sentidos, tanto en el drama como en la comedia. Hasta el mal llamado teatro comercial se está preocupando por tener un buen texto, buenos actores y un buen director”, señaló Amador.

“Estos cruces entre actores de teatro y figuras del cine y la televisión ayuda a que el teatro tenga una integridad artística, esto es lo importante que haya opciones y que la gente vea un buen trabajo, porque el público ha cambiado mucho, son más críticos. Ya no es presentar una cosa tan ligera”, reiteró Orestes, quien valoró la nueva propuesta de micro teatro.

Irving agregó que se debe abrir el teatro a nuevos lugares. “Hay que crear nuevas salas para que la gente vaya y disfruta. Hay otros países donde en cada sector hay un teatro y los actores y directores con una sola obra hacen giras por el país entero, sin embargo aquí sólo hay 4 o 5 teatros y si estos no te dan una fecha tienes que quedarte con la comedia, además el público también debe abrir abriendo y seguir las buenas propuestas independientemente de donde se estén presentando”, aseguró el actor.

Sobre la propuestas que han muchos actores y directores de teatro de hacer una ley del gremio Alberti expuso: “hacer la ley de teatro puede ser un tanto peligroso, porque puede pasar que como ha pasado en el cine, el teatro deje de ser arte y se convierta en negocio. Si entra la ley de teatro, aunque beneficie a mucha gente, se podría convertir en negocio y alejarse de su esencia ”

“El Crédito”, obra que retrata la desesperación ante la falta de recursos
Orestes Amador, actor.
“El Crédito”, obra que retrata la desesperación ante la falta de recursos
Irving Alberti, actor.
Intercambio de teatro y cine

“La industria del cine es muy joven, y cuando se está iniciando crea unos patrones que a veces no son los idóneos, pero ahora hay otros que vienen con otra visión, que en cierto modo les ha hecho entender de que el actor es uno. No debe haber diferencia, porque la técnica es la misma. Lo que varía un poco es la plataforma”, aseguró Orestes.

“Pienso que todavía hay directores que están casadas con las mismas figuras y en los mismos personajes”, reiteró.

Sobre los comediantes en roles dramáticos Irving aseguró: “Cuando los actores hacen el cambio a roles dramáticos, regularmente tienen éxito. El humorista tiene una sensibilidad especial creada por los años, cuando le das la oportunidad de hacer un drama demuestran su capacidad. No hay fronteras, lo que se da son directores cómodos”, aseveró.

Más detalles
Más detalles

Ramón Santana, director de la obra señaló que trabajar con ellos ha sido una gran experiencia, por la profesionalidad que exhiben y la química que demuestran. “Cada uno se sabe a la perfección el rol del otro, lo que facilita la trama.

La obra se presentará a partir del 5 de septiembre de miércoles a domingo en la sala Ravelo del Teatro Nacional. Boletas Uepa Tickets, a un costo de 1, 00 pesos.

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese