Agua de colonia: De señal de hospitalidad en Turquía a medida contra el virus

Lara Villalón

Estambul, 25 mar (EFE).- Lo que en Turquía es desde siempre una tradición, ofrecer a las visitas agua de colonia para refrescarse las manos, se ha convertido en una inesperada estrategia higiénica contra el coronavirus, y una alternativa a los caros y escasos geles desinfectantes.

'Siempre llevo una botella de colonia en mi coche', señala a Efe por teléfono Yilmaz Kurt, médico de emergencias en el Hospital 19 de Mayo de Ankara.

'El alcohol es un buen desinfectante para las manos, la parte del cuerpo más peligrosa porque puede propagar el virus', recuerda el facultativo.

TOALLITAS EN RESTAURANTES

Lo que ahora es un consejo médico, era ya una tradición ampliamente extendida por todo el país eurasiático.

La loción se suele ofrece como signo de hospitalidad en hogares, restaurantes y cafés, y es vendido en supermercados y tiendas.

El sector servicios, sobre todo la gastronomía, ha renovado en los últimos años su uso en forma de toallitas húmedas aromatizadas, que se ofrecen gratuitamente a los consumidores.

Una comida en un restaurante en Estambul termina sin excepción con el camarero ofreciendo una de estas toallas, impregnadas en una solución perfumada que suele tener un 80 % de alcohol.

Desde que las autoridades anunciaron el primero de actualmente 1.700 contagios por COVID-19, el pasado 10 de marzo, se han registrado colas en establecimientos para comprar agua de colonia, cuyo precio es de unos siete euros (7,5 dólares) el litro.

MÁS BARATO QUE LOS GELES

Los geles desinfectantes, como en muchos otros países, se han agotado en las estanterías y, cuando se encuentran, son notablemente más caros que el agua de colonia.

Según un estudio del instituto demoscópico Ipsos sobre cómo los turcos afrontan la pandemia, el 88 % de los encuestados cuenta que usa colonia para combatir el virus.

Medios turcos y expertos han recomendado su uso para evitar el contagio del virus en situaciones en las que sea difícil poder lavarse las manos con jabón.

El Gobierno ha anunciado incluso que repartirá gratis agua de colonia y mascarillas a los ciudadanos mayores de 65 años, el grupo social más vulnerable.

IMPORTANCIA ESTRATÉGICA

Engin Tuncer, presidente de Eyup Sabri Tuncer, una empresa que produce varios tipos de agua de colonia, declaró a la emisora NTV que las ventas de la loción se han multiplicado por cinco y que realizan envíos diarios para reponer las existencias de las tiendas.

Desde hace días es habitual encontrar el cartel de 'agotado' en supermercados y farmacias, según ha podido observar Efe.

Las marcas más populares también han agotado sus ventas online aunque aseguran que 'actualizarán existencias' próximamente.

MÁSCARILLAS, GUANTES... Y COLONIA

'No tenemos máscarillas, ni guantes, ni colonia. Estas son las frases que más he repetido en los últimos días', cuenta a Efe una farmacéutica de Estambul.

Ante el rápido avance de los contagios el Gobierno turco ha suspendido el uso de etanol en otros sectores, como la producción de gasolina, para incrementar la producción de colonia.

Las autoridades se han tomado el asunto tan en serio, que incluso se han apresurado a despejar dudas sobre si el uso de alcohol como desinfectante plantea algún problema religioso.

La Diyanet, equivalente al Ministerio de la Religión, ha aclarado que aunque el islam prohíbe beber sustancias alcohólicas, 'está permitido usarlas para la limpieza'. EFE

dt-lvm/as/msr

20200325 https://www.diariolibre.com

Temas

+ Leídas