Alimentar tiburones, una práctica que pone en peligro a bañistas en Colombia

Bogotá, 11 oct (EFE).- Los bañistas están alimentando a los tiburones del archipiélago colombiano de San Andrés y Providencia, en el Caribe, y eso está poniendo en peligro a las personas que se encuentran cerca de su hábitat, denunció este viernes la estatal Corporación Ambiental Coralina.

El coordinador de Coralina, Nacor Bolaños, explicó a Efe que esa organización está haciendo un llamado de atención para que esas 'malas prácticas' no se realicen luego de que se hiciera viral un video en el que aparecen algunas personas que trataban de tocar a un tiburón martillo mientras cazaba rayas.

'Los tiburones son animales que tienen protección especial en esta zona, tenemos una acción popular que incluye a todas las autoridades para implementar medidas de protección hacia los tiburones y otras especies', agregó.

La Corporación investiga si hay empresas turísticas o particulares que lanzan la comida a los tiburones para atraerlos a las cercanías de la playa.

De igual forma, también realiza una campaña para que los dueños de los bares y restaurantes no arrojen sobrantes de comida al mar.

'A los tiburones se les está echando comida para que vengan a la playa y sean un atractivo turístico. Se lanzan alimentos al mar, como cabezas de pescado, para atraer a los animales y que puedan ser grabados por los turistas', explicó Bolaños.

Según el experto, en Colombia hay desde 2008 una ley con la que se busca proteger a esos animales y que prohíbe su caza, así como hay un plan nacional de conservación de tiburones.

En ese sentido, la caza es otra de las dificultades que presenta la región, pese a que Coralina dice que con esa ley la pesca de tiburones disminuyó.

'Aquí en esta zona no se comen tiburones como ocurre en otras partes del mundo. Los pescadores también tienen bastante capacitación y sueltan al animal porque también quieren evitar una sanción', apostilló.

Desde la corporación recomiendan a los turistas proteger a esta especie ya que son animales muy valiosos para el ecosistema.

Según Bolaños, los tiburones de esta zona del Caribe colombiano están en 'mejor estado de salud' que los de otras regiones del mundo como las Bahamas, lo que demuestra que las medidas tomadas por las autoridades en los últimos años sirvieron para que las poblaciones naturales de estos animales se recuperen.

En el archipiélago está la Reserva de la Biósfera Seaflower, declarada así por la Unesco en el año 2000 y que, con 250.000 kilómetros cuadrados de mar, supone el 10 % del Caribe, un área de gran biodiversidad marina que el Gobierno colombiano protege. EFE

20191011 https://www.diariolibre.com

+ Leídas