Compartir
Secciones
Podcasts
Última Hora
Encuestas
Servicios
Plaza Libre
Efemérides
Cumpleaños
RSS
Horóscopos
Crucigrama
Herramientas
Más
Contáctanos
Sobre Diario Libre
Aviso Legal
Versión Impresa
versión impresa
Redes Sociales
General

Entidades europeas facilitan negocios en colonias israelíes según informe

Jerusalén, 29 sep (EFE).- Cientos de entidades financieras europeas, incluyendo múltiples españolas, aportan o aportaron dinero a empresas que realizan negocios en colonias israelíes en Cisjordania ocupada, denunció hoy un informe presentado por un grupo de 25 organizaciones europeas y árabes.

Son 672 las instituciones acusadas, e incluyen bancos, fondos de pensiones y empresas de seguros, que según la coalición 'No compres la ocupación' (DBIO, según sus siglas en inglés) tuvieron o tienen 'relaciones financieras con 50 empresas que participan activamente en los asentamientos israelíes' condenados por la comunidad internacional.

Entre las instituciones europeas acusadas figuran 18 españolas, entre ellas el Banco BBVA, el Banco Santander, el Grupo La Caixa, el Instituto de Crédito Oficial y el Banco de Sabadell.

Si bien el informe no detalla en qué se invirtió ese dinero, sí precisa que la cifra total de su contribución a estas compañías entre enero de 2018 y mayo de 2021 roza los 220 millones de euros (255 millones de dólares) e incluye préstamos, suscripciones e inversiones.

'A pesar del carácter ilegal de los asentamientos israelíes según el derecho internacional, las instituciones financieras europeas siguen lanzando un salvavidas financiero a las empresas que operan en los asentamientos', señala Willem Staes, coordinador de la coalición de organizaciones que llevó a cabo la investigación, que insta a estas entidades a 'poner fin a todas las inversiones y flujos financieros hacia los asentamientos israelíes, y no comprar la ocupación israelí'.

Las dos empresas con negocios en los territorios ocupados que recibieron la mayor parte del dinero de entidades españolas son el Grupo ACS y Construcciones y Auxiliar de Ferrocarriles (CAF), también de origen español.

La primera, señala el informe, participó en la construcción de una red ferroviaria israelí que incluye el trayecto entre las ciudades de Tel Aviv y Jerusalén, pasando por territorio ocupado.

A través de su filial Sociedad Española de Montajes Industriales (SEMI), el grupo electrificó recientemente la línea férrea de alta velocidad que une las dos principales ciudades israelíes, tras ganar una licitación con un presupuesto de más de 500 millones de euros.

El Grupo CAF, por otra parte, integra el consorcio TransJerusalem J-Net Ltd junto con la constructora israelí Saphir, a través del cual participan de la ampliación de la red de tranvías de Jerusalén, cuyas nuevas líneas y estaciones penetrarán aún más dentro de territorio palestino ocupado.

'Las instituciones financieras internacionales, incluidos los bancos y los fondos de pensiones, tienen la responsabilidad de utilizar su influencia para garantizar que las empresas en las que invierten actúan de forma responsable y conforme a las normas del derecho internacional, y de desprenderse de aquellas que no puedan o no quieran hacerlo', apunta el informe entre sus recomendaciones.

Además, insta a los gobiernos europeos a 'garantizar que las empresas comerciales que operan dentro de su jurisdicción implementen procedimientos mejorados con la debida diligencia en materia de derechos humanos, para evitar su participación en violaciones de los derechos humanos en territorios ocupados y áreas afectadas por conflictos'. EFE

pd/lfp/jac

Fehaciente, fidedigno y fácil. Agencia de noticias multimedia en español.