Compartir
Secciones
Podcasts
Última Hora
Encuestas
Servicios
Plaza Libre
Efemérides
Cumpleaños
RSS
Horóscopos
Crucigrama
Herramientas
Más
Contáctanos
Sobre Diario Libre
Aviso Legal
Versión Impresa
versión impresa
Redes Sociales
General

Inversores chinos pierden 1.300 millones euros por caída crudo, según medios

Pekín, 27 abr (EFE).- Los inversores de un producto basado en los futuros del petróleo que ofrecía el banco estatal chino Bank of China podrían haber perdido hasta 10.000 millones de yuanes (1.412 millones de dólares, 1.302 millones de euros) tras el desplome de los precios del crudo, informa este lunes el portal de noticias Caixin.

Según fuentes citadas por ese medio, en estos productos llamados 'Yuan You Bao', el Bank of China -no debe ser confundido con el banco central chino, el Banco Popular de China (BPC)- tenía más de 60.000 inversores que invirtieron 4.200 millones de yuanes en cuentas con márgenes de garantía del 100 %.

Así pues, según cálculos de Caixin, tras el desplome del precio del barril WTI -conocido popularmente como petróleo de Texas- hasta una histórica cotización negativa de -37,63 dólares el 21 de abril, los inversores pasaron a deber otros 5.800 millones de yuanes al banco, que se suman a la inversión inicial.

El ejemplo más compartido en las redes es el de un inversor que compró 3,9 millones de yuanes en productos 'Yuan You Bao' y registró una pérdida de 9,2 millones de yuanes tras la caída del crudo, por lo que en lugar de conseguir beneficio alguno acabó debiéndole 5,3 millones de yuanes al Bank of China.

Los inversores chinos, apunta la información, no pueden acceder a los mercados internacionales de futuros del petróleo, pero sí pueden invertir a través de productos financieros ofrecidos por los bancos comerciales.

Aunque en esta ocasión se divulguen las pérdidas de este producto específico del Bank of China, muchos de los demás grandes bancos estatales -como el ICBC, el mayor banco del mundo- también ofrecen este tipo de servicios que, según los expertos, exponen a inversores con poca capacidad de asumir riesgos a inversiones de alto riesgo.

Estimaciones de un gestor de carteras de futuro citado por Caixin sitúan en unos 3.000 millones de dólares (2.767 millones de euros) las posiciones combinadas de Bank of China, ICBC y China Construction Bank (CCB) -los tres mayores vendedores de estos productos- en futuros de WTI y Brent.

Y es que, desde marzo, con la caída del petróleo a unos 20 dólares el barril, estos productos atrajeron a más de 100.000 inversores chinos que apostaban a un rebote de los precios del crudo. En 2019, quienes compraron productos financieros basados en petróleo habían conseguido rentabilidades de más del 10 % gracias a la subida de los precios internacionales.

El ICBC se vio obligado a interrumpir el 13 de marzo sus ventas de estas inversiones después de que se disparase el número de compradores y de que, por consiguiente, agotase la cuota de cambio a divisas extranjeras autorizada por el Gobierno, según fuentes del banco.

Asimismo, la razón por la que los clientes del Bank of China perdieron mucho más que los de CCB o ICBC fue porque en esos bancos se permitió cerrar posiciones o reinvertirlas en los contratos del mes siguiente antes de la caída.

Bank of China congeló las cuentas de los inversores en la noche del 20 de abril, cuando el WTI cotizaba a unos 11 dólares el barril, pero en las horas siguientes su precio se desplomó y los inversores solamente pudieron contemplar cómo su dinero no solo se desvanecía sino que, al cotizar en negativo, se convertía en deudas con la entidad.

Cuando, el 22 de abril, llegó el momento de saldar las sumas pendientes, los inversores debieron hacer frente a pagos en lugar de a beneficios, ya que el WTI cotizaba en negativo.

Pese a las protestas de los clientes, que exigen al banco que se haga cargo de parte de las pérdidas, Bank of China defiende que actuó de acuerdo a las normas estipuladas en su vinculación con ellos. EFE

Fehaciente, fidedigno y fácil. Agencia de noticias multimedia en español.