López Obrador exporta a Guatemala sus programas como solución a la migración

(Actualiza con comunicado conjunto)

Pedro Pablo Cortés

Ciudad de México, 4 may (EFE).- El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, acordó este martes con el mandatario de Guatemala, Alejandro Giammattei, ampliar a ese país sus programas sociales más emblemáticos, que él insiste en promover como solución a la crisis migratoria.

'Fuimos testigos de la firma de los cancilleres de México (Marcelo Ebrard) y Guatemala (Pedro Brolo) para aplicar en ese país los programas Sembrando Vida y Jóvenes Construyendo el Futuro', informó López Obrador en sus redes sociales tras el encuentro en el Palacio Nacional de México.

UN PLAN PARA LA MIGRACIÓN

El nuevo acuerdo de intención es parte del Plan de Desarrollo Integral que México presentó en 2019 para abordar 'las causas de la migración' de Guatemala, Honduras, El Salvador y el sur-sureste mexicano, apuntó Maximiliano Reyes, subsecretario de Relaciones Exteriores para América Latina de la Cancillería mexicana.

El presidente Giammattei, quien concluyó con esta firma su visita oficial de dos días, aseguró en una entrevista con una televisora guatemalteca que 'México va a apoyar con el fondo', pero el monto aún está por especificarse.

López Obrador ha insistido en que sus proyectos ayudarán a aliviar la creciente ola migratoria de la región, reflejada en las cifras récord de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza Estadounidense (CBP, en inglés), que reportó 172.000 indocumentados detenidos en marzo.

Aunque el presidente mexicano no ofreció más detalles, Sembrando Vida emplea en México a más de 400.000 campesinos, con una inversión de 1.400 millones de dólares para sembrar 1.000 millones de árboles frutales y maderables en 1 millón de hectáreas.

Además, el programa de reforestación ya registra 1.070 productores beneficiados en El Salvador y 431 en Honduras.

Por ello, López Obrador pidió al presidente de Estados Unidos, Joe Biden, en la Cumbre de Líderes sobre el Clima del 22 de abril, que apoye extender el programa en el sureste de México y en Centroamérica 'para sembrar 3.000 millones de árboles adicionales y así generar 1,2 millones de empleos'.

En tanto, Jóvenes Construyendo el Futuro apoya a más de 330.000 aprendices con 4.310 pesos mensuales (unos 215 dólares) para que hagan prácticas profesionales en México.

Este plan ya apoya a 5.804 jóvenes de El Salvador y 5.029 en Honduras.

Pero además, México y Guatemala arrancaron en marzo un operativo binacional en su frontera común para contener la migración.

El Gobierno de México ha reconocido el despliegue nacional de 12.000 elementos, entre soldados, agentes migratorios y otros funcionarios para frenar la ola migratoria.

En un comunicado conjunto, los Gobiernos de ambos países reconocieron que la relación bilateral presenta 'importantes retos, dado el carácter de países vecinos que comparten una frontera común' y consideraron importante potenciar el desarrollo, particularmente en la región fronteriza.

Esto para evitar que se presenten situaciones que puedan vulnerar las condiciones de vida de las comunidades en ambos lados de la frontera.

Los mandatarios reiteraron el compromiso de atender de manera conjunta los desafíos relacionados con la migración irregular y acordaron generar un programa binacional de investigación para agilizar el desarrollo de una vacuna contra la covid-19.

SOLUCIÓN EN DUDA

Pese a la insistencia de López Obrador ante EE.UU., especialistas han cuestionado la efectividad de sus programas para frenar una migración agudizada por la violencia y la crisis climática.

Un reporte del World Resources Institute (WRI) documentó la deforestación de 73.000 hectáreas en México porque los campesinos queman vegetación para acceder a los apoyos económicos de Sembrando Vida.

Aun así, el presidente de México ha reiterado que planteará el programa a la vicepresidenta de Estados Unidos, Kamala Harris, en el 'encuentro digital' que tendrán el próximo viernes.

El Gobierno de Biden no se ha pronunciado sobre la viabilidad de los programas, pero ya pidió al Congreso invertir 861 millones de dólares en Centroamérica como 'primer paso' para frenar la migración irregular dentro de un paquete que alcanzará 4.000 millones de dólares.

En un discurso este martes, Harris afirmó que la actual Administración se enfocará en abordar factores de la crisis climática y la pandemia, así como 'las causas de raíz' de la inmigración, como la violencia y la pobreza, lo que coincide con la visión de López Obrador.

Sin embargo, advirtió de los riesgos que implica la corrupción en los países del Triángulo Norte de Centroamérica, lo que podría traducirse en escepticismo de programas de apoyos directos.

'No haremos ningún progreso significativo si la corrupción persiste en la región', remarcó este martes Harris en la 51ª Conferencia anual sobre las Américas, organizada por la Americas Society/Council of the Americas. EFE

20210504 https://www.diariolibre.com

Temas

+ Leídas