Mosad 'elimina sin dudar' a miembros de Hamás en extranjero, dice su director

Jerusalén, 11 oct (EFE).- 'Si hay un objetivo que eliminamos sin dudarlo, son los miembros de Hamás en el extranjero', admitió Yosi Cohen, director del servicio de Inteligencia exterior israelí, Mosad, en una entrevista publicada este jueves por una revista local de la que hoy se hacen eco algunos medios israelíes.

Según reconoció, el Mosad va detrás de quien trabaja en países extranjeros por el movimiento islamista Hamás, que gobierna de facto en Gaza, y busca 'desde agentes locales hasta aquellos que gestionan adquisiciones de armas dirigidas hacia Israel', aunque no concretó cuales han sido sus objetivos recientes ni dio nombres.

'Hay más que unas pocas muertes', añadió Cohen en una entrevista concedida al medio religioso Mishpajá, que recogen el digital Times of Israel y el canal estatal Kan.

Cohen aseguró que las actividades del Mosad también atañen a Irán y la milicia chií libanesa Hizbulá, que Israel ve como enemigos acérrimos.

Respecto al general Qasem Soleimaní, comandante de la Fuerza Quds de los Guardianes de la Revolución de Irán y responsable de sus operaciones en Oriente Medio, Cohen advirtió que acabar con él es una opción que para el Mosad 'no es imposible', algo que él 'sabe muy bien'.

'Sus acciones se identifican y se sienten en todas partes. No hay duda de que la infraestructura que construyó presenta un serio desafío para Israel', añadió en referencia a este, que los últimos años ha extendido la influencia militar de Teherán por Siria y otros países de la región, percibida como una amenaza por las autoridades israelíes.

Preguntado por si aviones israelíes atacaron durante la guerra con el Líbano de 2006 a Soleimaní y al líder de Hizbulá, Hasan Nasralá, Cohen comentó que por ahora el militar persa 'no ha cometido necesariamente el error que lo colocaría en la prestigiosa lista de objetivos de asesinato del Mosad', y aseguró que Nasralá es consciente de que Israel tiene 'la opción de eliminarlo'.

Las declaraciones del director del Mosad se producen pocos días después de que la Guardia Revolucionaria anunciara haber frustrado un complot extranjero para acabar con la vida de Soleimaní que habría sido planeado desde hace años por los servicios de inteligencia israelíes y algunos países árabes.

Sin embargo, Cohen matizó que Israel 'no está interesado en un conflicto con Irán', y que su 'único interés' es impedir que la República Islámica consiga desarrollar armamento nuclear.

'No queremos que el régimen se derrumbe, no queremos venganza contra científicos nucleares ni bombardear bases en Teherán', añadió, pero advirtió de que eso cambiaría si Irán adquiere finalmente capacidades nucleares. EFE

20191011 https://www.diariolibre.com

+ Leídas