Niyonsaba se reivindica con un nuevo récord del mundo de los 2.000 metros

Redacción deportes, 14 sep (EFE).- La atleta burundesa Francine Niyonsaba se convirtió en la gran protagonista de la reunión de Zagreb, del circuito continental oro, al establecer este martes un nuevo récord del mundo en los 2.000 metros con un tiempo de 5:21.56 minutos.

Niyonsaba rebajó en 2.19 segundos la anterior plusmarca universal en posesión de la etíope Genzebe Dibaba con un crono de 5:23.75 desde febrero de 2017.

Un récord con cierto sabor español, ya que la catalana Esther Guerrero ejerció como la segunda liebre de la prueba, marcando el ritmo de la burundesa hasta los últimos 800 metros.

Dos vueltas finales en las que Niyonsaba, espoleada por la etíope Freweyni Hailu, fue acelerando cada vez más el ritmo para pasar los 1.600 metros con un tiempo de 4:20.23.

Una marca que obligaba a la burundesa a correr la última vuelta en menos de 1:03 minutos si quería rebajar el récord.

Lo logró tras completar los últimos 400 metros en un tiempo de 1:01.33 y se convirtió en la nueva plusmarquista universal de los 2.000 metros con un crono de 5:21.56.

Récord que confirmó la perfecta adaptación de Niyonsaba, medalla de plata en los Juegos de Río 2016 en la distancia de los 800 metros, a la nueva condición de fondista a la que se ha visto obligada tras su decisión de no someterse a un tratamiento para rebajar su excesiva producción natural de testosterona.

Francine Niyonsaba no sólo despide el curso con un récord del mundo, sino como la gran dominadora del tramo final de la temporada, tras imponerse en las cuatro últimas citas de la Liga de Diamante disputadas en Eugene -2 millas-, París -3.000-, Bruselas -5.000- y Zúrich, donde logró el diamante en la prueba de los 5.000 metros.

Tampoco defraudó en la capital croata la estadounidense Valarie Allman, la vigente campeona olímpica, que se impuso en la final de lanzamiento de disco a la ídolo local, la doble campeona olímpica y mundial Sandra Perkovic.

Allman, que se impuso con un mejor lanzamiento de 69,63 metros, superó en casi tres metros y medio a Perkovic, que tuvo que conformarse con el segundo puesto con una marca de 66,48.

Igualmente brilló en el Memorial Borisa Hanzekovica el sueco Daniel Stahl, vigente campeón olímpico y mundial, que encadenó su decimosexto triunfo consecutivo de la temporada al imponerse en la final de disco con un lanzamiento de 67,69 metros.

Quien no pudo hacer valer su condición de campeón olímpico fue el jamaicano Hansle Parchment, que, al igual que ya ocurrió la pasada semana en la final de la Liga de Diamante, se vio sorprendido por el estadounidense Devon Allen, que se impuso en los 110 metros vallas con un tiempo de 12.99 segundos, la segunda mejor marca mundial del año.

Tampoco pudo alzarse con la victoria en la final de salto con pértiga el estadounidense Sam Kendricks, vigente campeón del mundo, que, con una marca de 5,82 metros, cayó derrotado ante su compatriota KC Lightfoot, que se impuso con un salto de 5,87.

En los 200 metros la namibia Christine Mboma, plata en los Juegos de Tokio, demostró que está destinada a ser la sucesora de la jamaicana Elaine Thompson y venció con un tiempo de 22.04 segundos a la también jamaicana Shericka Richardson.

En los 100 lisos el estadounidense Trayvon Bromell, el hombre más rápido del curso, tan sólo pudo ser tercero con una marca de 10.03, tras sus compatriotas Marvin Bracy, ganador con un crono de 9.86, y Ronnie Baker, segundo con 9.97. EFE

jv/ism

20210914 https://www.diariolibre.com

Temas

+ Leídas