Operadores de autopistas de Odebrecht y OAS en Lima piden no anular contratos

$!Operadores de autopistas de Odebrecht y OAS en Lima piden no anular contratos

Las empresas que compraron a las compañías brasileñas Odebrecht y OAS distintas concesiones para administrar autopistas en Lima pidieron este miércoles a su alcalde, Jorge Muñoz, que desista de su intención de evaluar una eventual anulación de los contratos por presunta corrupción en su adjudicación.

Muñoz anunció en un acto público que convocaría a su concejo municipal para estudiar la posibilidad de romper esos contratos tras revelarse que Odebrecht y OAS pagaron cada una 3 millones de dólares en 2013 a la campaña contra la revocatoria de la exalcaldesa Susana Villarán, cuando ya tenían contratos con la Municipalidad de Lima.

“Personalmente, no quiero ningún peaje manchado por la corrupción”, sostuvo Muñoz, quien accedió a la alcaldía de Lima a inicios de año.

“Estamos en un proceso de evaluación y eso se va a saber en estos días. Es un tema que tenemos que tomar en consenso, más allá de colores partidarios, más allá de decisiones de una u otra tienda, acá tenemos que verlo como un concepto. Queremos obras que no estén manchadas por la corrupción”, agregó.

Actualmente ni Odebrecht ni OAS están a cargo de las autopistas que construyeron ya que las traspasaron al fondo de inversión estadounidense Brookfield y al grupo francés Vinci, respectivamente, quienes señalaron en sendos comunicados que adquirieron las concesiones “de buena fe”.

En el caso de Brookfield, que se hizo cargo en 2016 de Rutas de Lima, una serie de autopistas en los accesos a Lima tanto en el norte como en el sur, señaló que Odebrecht “no tiene injerencia sobre la dirección o decisiones de Rutas de Lima”, ya que le compró el 57 % de las acciones y con ello el control de la empresa.

Brookfield, con aproximadamente 350.000 millones de dólares en activos en administración y que cotiza en las bolsas de Nueva York y Toronto, recordó que Rutas de Lima “ha invertido más de 2.000 millones de soles (unos 600 millones de dólares) en más de 65 obras durante los primeros cinco años del proyecto”.

Asimismo, el fondo de inversión, que opera más de 4.200 kilómetros de carreteras a nivel global, precisó que “ninguna obra ha sido financiada con la recaudación de los peajes”.

Por su parte, Vinci, que adquirió en 2016 el proyecto Línea Amarilla, una autopista que contiene un túnel de 2 kilómetros bajo el río Rímac, indicó que “nunca tuvo ninguna relación con la constructora brasileña OAS, que salió totalmente del proyecto antes de la compra”.

Vinci, que gestiona casi 8.000 kilómetros de autopistas en 14 países, comentó que la adquisición se hizo con “las auditorías contables, legales y tributarias correspondientes”

El proyecto Línea Amarilla requirió una inversión de más de 3.000 millones de soles (unos 1.000 millones de dólares) para mejorar la infraestructura de Lima Metropolitana.

Bajo la gestión de Vinci se acabó la construcción de esta obra en 15 meses y actualmente suma siete millones de vehículos que han transitado por esta vía en los once meses que lleva abierta.

20190515 https://www.diariolibre.com

+ Leídas