Polonia critica acuerdo de Nord-Stream y califica a 'egoistas' a sus socios

Cracovia (Polonia), 22 jul (EFE).- El primer ministro polaco, Mateusz Morawiecki, criticó este jueves el acuerdo alcanzado entre EEUU y Alemania para completar la construcción del gasoducto Nord Stream 2, y expresó su 'desaprobación' y 'sorpresa' ante un proyecto que según su Gobierno 'genera desconfianza'.

Las declaraciones de Morawiecki se produjeron al término de un encuentro entre el viceministro polaco de Asuntos Exteriores, Marcin Przydacz, y el subsecretario de Estado norteamericano, Derek Chollet, que llegó ayer a Varsovia en visita oficial.

'El cambio de 180 grados en la posición de EEUU en el asunto del Nord Stream2 ha sorprendido a muchos países; expreso mi desaprobación por el hecho de que nuestros aliados hayan abordado tan egoístamente la construcción de este gasoducto', afirmó el primer ministro.

Por su parte, Przydacz aseguró en una rueda de prensa que 'Polonia cree que esta especie de proyecto geopolítico va en detrimento de la seguridad de toda Europa' e insistió en que 'ciertamente no genera confianza, ni en nosotros ni en nuestros socios de la Unión Europea'.

Tras aclarar que el principal tema tratado durante su entrevista con Chollet fue precisamente el acuerdo sobre el gasoducto, el viceministro dijo que 'Polonia considera que este proyecto es perjudicial para la seguridad no solo de Ucrania y de Europa Central, sino también para la seguridad de Europa, ya que convierte a la Unión Europea en dependiente del gas ruso'.

En un comunicado conjunto hecho público este jueves, los ministros de Exteriores de Ucrania, Dmytro Kuleba, y de Polonia, Zbigniew Rau, expresaron su desaprobación al Nord Stream 2, que transportará gas ruso a Alemania por el fondo del mar Báltico, pues en su opinión aún sigue vigente la crisis de seguridad creada por la invasión rusa y la anexión ilegal de Crimea.

Estados Unidos y Alemania acordaron ayer la consecución del gasoducto, a cambio del compromiso de Berlín de promover la aprobación de sanciones contra Rusia en el marco de la UE, en caso de que Moscú intentara 'usar la energía como un arma' o cometiera 'nuevos actos agresivos contra Ucrania'.

La canciller alemana, Angela Merkel, admitió este jueves que el acuerdo alcanzado 'no soluciona todo' en la controversia sobre la infraestructura que canalizará gas ruso hacia la Unión Europea sin pasar por Ucrania.

'No resuelve las diferencias que persisten', reconoció Merkel en una primera valoración del compromiso, por el que Alemania se compromete además a garantizar que la decisión no implique que Ucrania deje de ser país de tránsito para el gas procedente de Rusia.

El acuerdo anunciado el miércoles permitirá que se complete el gasoducto Nord Stream 2 a cambio de garantías de que Berlín ayudará a Ucrania para que el proyecto no amenace su seguridad energética. EFE

mag/jam/gc/si

20210722 https://www.diariolibre.com

Temas

+ Leídas