Ultras alemanes heredan grandes o pequeñas fortunas, entre amenazantes multas

Berlín, 14 feb (EFE).- La ultraderechista Alternativa para Alemania (AfD) ha notificado en cuestión de pocos días dos herencias, una de ellas muiltimillonaria, en medio de la compleja situación financiera que vive el partido a raíz de varias sanciones por donativos irregulares.

El tesorero de la formación, Carsten Hütter, informó hoy de un nuevo legado, el segundo en esta semana, en esta ocasión por un monto al parecer menor, 'sin comparación', según sus palabras, con el comunicado unos días de siete millones de euros.

En este segundo caso no se ha detallado la cantidad ni los datos personales del donante. Esta misma semana trascendió a los medios que un ingeniero de la localidad de Bückeburg, en el estado federado de Baja Sajonia (centro del país), había declarado heredero universal al partido.

Su testamento fue hallado en 2018, pero hasta ahora no se había podido establecer el monto total de su fortuna, acumulada entre bienes inmobiliarios, monedas y lingotes de oro y estimada ahora en la mencionada cantidad millonaria.

La AfD es desde 2017 la tercera fuerza del Bundestag (Parlamento federal), por detrás del bloque conservador de la canciller Angela Merkel y sus socios de gobierno socialdemócratas. Tiene escaños en todas las cámaras regionales de país, así como en la Eurocámara, por lo que percibe una notable financiación pública.

Sin embargo, pasa por una situación compleja como consecuencia de varias sanciones del Bundestag por donativos irregulares, que la tesorería del partido ha atribuido a 'errores' de su departamento contable.

UNA SUCESIÓN DE DONATIVOS DUDOSOS Y SANCIONES

Entre los casos más destacados están unas donaciones procedentes de una farmacéutica suiza, por un monto de 130.000 euros, que se sumaron a anteriores por 300.000 euros ingresados entre 2018 y 2019. La responsabilidad de esos ingresos irregulares corresponde a la líder del grupo parlamentario, Alice Weidel.

Asimismo, se responsabilizó al presidente del partido, Jörg Meuthen, de otro ingreso por 89.000 euros, presuntamente utilizado para financiar la campaña electoral de 2017, el año en que la ultraderecha accedió al Bundestag por primera vez desde los años cincuenta.

Los ingresos se hicieron en sucesivas partidas de 9.000 euros, aparentemente para no tener que declarar su procedencia.

El partido ha sido ya multado con 409.000 euros por este último caso -contra el que el partido presentó recurso-, mientras se esperan decisiones respecto a los restantes donativos dudosos.

El Bundestag aprobó en 2002 una reforma de la financiación de partidos, a raíz de varios escándalos en las grandes formaciones. Así, a partir de 10.000 euros, debe declararse la identidad del donante.

Quedó explícitamente prohibido fraccionar esos ingresos y se establecía la obligación de comunicar de inmediato todo donativo superior a los 50.000 euros

Al margen de las irregularidades atribuidas al partido, el Bundestag levantó la inmunidad parlamentaria a Alexander Gauland, quien comparte con Weidel la jefatura bicéfala del grupo parlamentario y al que se investiga por presuntos delitos de índole privada. EFE

20200214 https://www.diariolibre.com

+ Leídas