Cientos de personas despiden a doña Yolanda; Leonel Fernández no pudo contener las lágrimas

  • El expresidente valoró la presencia de tantas personalidades que le brindaron sus condolencias

A las 5:22 de la tarde llegó al camposanto Cristo Redentor el carro fúnebre con el féretro donde reposan los restos de doña Yolanda Reyna, la madre del expresidente de la República, Leonel Fernández.

Cientos de personas que le esperaban frente al panteón se unieron a otros tantos que desfilaron desde la funeraria Blandino de la avenida Abraham Lincoln para darle el último adiós a la abnegada madre, fallecida a los 94 años en el día de ayer, a causa de complicaciones tras una caída en su hogar.

Junto a Leonel Fernández estaba su familia: su esposa, la exvicepresidenta Margarita Cedeño; su hijo, el diputado Omar Fernández y sus hijas Yolanda América y Nicole Fernández y decenas de amigos, funcionarios y compañeros de la política.

“Entristecido y desgarrado emocionalmente despedimos los restos mortales de nuestra madre. Agradezco a las multitudes que durante dos días nos acompañaron”, expresó lloroso Leonel Fernández.

Valoró la presencia de tantas personalidades que le brindaron sus condolencias, desde el presidente de la República, Luis Abinader, hasta líderes nacionales, el sector empresarial y sectores populares de la vida nacional.

Vio como un testimonio de afecto y reconocimiento la solidaridad de tantas personas a lo que fue la vida de doña Yolanda.

“Si de alguna manera hemos de recordarle, es esencialmente por su condición de madre, quien vivió en función de su familia”, indicó el exmandatario.

Resaltó que su madre hizo grandes esfuerzos para sostener a su familia. Dijo que en viajó a Estados Unidos donde trabajaba para una factoría como costurera y en la noche laboraba como enfermera.

“Mi madre fue una fuente de inspiración para toda la familia. Vivió con valores y principios a los que nunca renunció. Tuvo el valor de la dignidad, del decoro, de la vergüenza, del trabajo, y todo eso lo recibimos en herencia de ella y espero en todo momento estar a la altura de sus expectativas”, discursó entristecido Fernández.

Prometió nunca defraudar a su madre y dijo que serán esos valores que siempre va a levantar la familia.

Fernández lamentó su deceso, al decir que a pesar de sus 94 años, todos la querían cerca y que ella tampoco quería abandonar este mundo.

20210722 https://www.diariolibre.com

+ Leídas