Gobernador del Banco Central: inversión extranjera ha promediado US$2,500 millones en 10 años

  • Héctor Valdez Albizu dijo que “constituye una de las fuentes más importantes de financiamiento”
$!Gobernador del Banco Central: inversión extranjera ha promediado US$2,500 millones en 10 años
El gobernador del Banco Central, Héctor Valdez Albizu.

La inversión extranjera directa juega un rol muy importante en la economía dominicana, y ha promediado unos 2,500 millones de dólares en los últimos 10 años.

El planteamiento es del gobernador del Banco Central, Héctor Valdez Albizu, que calificó ese aporte como “valioso” para una economía “pequeña y abierta” como la de República Dominicana.

El funcionario estimó que la Inversión Extranjera Directa (IED), “constituye una de las fuentes más importantes de financiamiento para los proyectos de los distintos sectores económicos”.

Las palabras de Valdez Albizu fueron pronunciadas durante su participación en la inauguración de la Gran Gala del Inversionista 2019, celebrada este martes en el centro de convenciones Ministerio de Relaciones Exteriores, de acuerdo a una nota de prensa.

Valdez Albizu indicó: “La inversión extranjera directa crea otros importantes beneficios para las actividades productivas de la economía, como son la transferencia de conocimientos y nuevas tecnologías, y la adopción de las mejores prácticas internacionales, contribuyendo no solo a la generación de divisas y de empleos directos e indirectos, sino también al incremento de la productividad, la innovación y el surgimiento de un mejor capital humano”.

El gobernador del Banco Central destacó que la IED en el país ha promediado los US$2,500 millones en los últimos diez años, recibiendo en total unos US$27,000 millones durante este periodo. “Este monto de inversión es superior al recibido en las economías de Centroamérica, exceptuando Panamá”, añadió, durante su participación en la inauguración de la Gran Gala del Inversionista 2019, celebrada en la Cancillería dominicana.

Una economía estable, dinámica y segura

Precisó que los resultados obtenidos por la República Dominicana la posicionan como una de las economías de más expansión en el mundo, con un crecimiento promedio de 6,2% en el periodo 2013-2018, el más alto de América Latina durante ese periodo. “Es importante señalar que esta expansión económica ha sido acompañada de un clima de baja inflación, estabilidad cambiaria y creación de empleos, elementos que son muy relevantes para los inversionistas internacionales”, expuso Valdez Albizu.

Expresó que la República Dominicana alcanzó de forma consistente sus resultados económicos basándose en pilares fundamentales como “el fortalecimiento de los fundamentos macroeconómicos, a través de la implementación de políticas económicas efectivas, tanto fiscales como monetarias, las cuales han contribuido con el mantenimiento de la estabilidad, además de las reformas que han incentivado la IED -en particular flexibilización del régimen de inversión y la aplicación de la Ley 16-95, que implicaron el tratamiento de las inversiones externas en tratamiento neutral y equivalente con las domésticas”.

Un marco jurídico de protección a la inversión

Valdez Albizu destacó especialmente los avances en materia legal registrados en la República Dominicana, “entre los que podemos mencionar la Ley de Fomento de Zonas Francas, la Ley sobre el Mercado de Valores, la Ley sobre Propiedad Intelectual, la Ley sobre Fomento al Desarrollo Turístico, la Ley sobre Prácticas Desleales de Comercio y Medidas de Salvaguardas, la Ley sobre Competitividad e Innovación Industrial, la Ley sobre la Defensa de la Competencia y la Ley sobre Fomento de la Actividad Cinematográfica”.

Señaló que no menos importante es la infraestructura portuaria y de tránsito terrestre con que cuenta el país y los avances exhibidos en materia de competitividad que nos hicieron mejorar cinco de los 10 indicadores evaluados por el Banco Mundial en su ranking “Doing Business 2020”, especialmente en los aspectos de apertura de negocios, registro de propiedad y cumplimiento de contratos.

“Todo lo anterior, enmarcado en un entorno donde reina la paz social y la estabilidad política que nos caracteriza, ha favorecido a que consistentemente, desde finales de 2014, el indicador de riesgo-país (EMBI) esté por debajo del promedio de América Latina, fortaleciendo la percepción favorable de los inversionistas internacionales en la economía dominicana”, añadió.

Sin embargo, Valdez Albizu reconoció lo observado por la embajadora de los Estados Unidos en el país, Robin Bernstein, al resaltar que todavía hay un camino por recorrer, donde aún existen ciertos obstáculos y aspectos a mejorar, como la reducción de la burocracia, el fortalecimiento institucional, la transparencia y la agilización de los trámites para la creación de nuevas empresas y adquisición de bienes inmobiliarios, lo cual está relacionado con permisos de construcción y uso de suelo, de manera que se pueda captar cada vez más inversión extranjera directa.

Afirmó que, gracias a la implementación de políticas públicas coordinadas, junto al buen desempeño macroeconómico y el marco jurídico apropiado, la inversión extranjera directa ha crecido y diversificado, impulsando una demanda de mano de obra cada vez más técnica y especializada, lo cual ha favorecido a incrementar la productividad en nuestra economía.

Destacó que la IED ha sido beneficiada especialmente por los sectores turismo, con la ejecución actualmente de unos 33 proyectos por un valor total de US$885 millones; bienes raíces, con un flujo de alrededor de US$29 millones entre unos 15 nuevos proyectos; y zonas francas, minería y financiero, que continúan aportando flujos importantes para el sostenimiento de las cuentas externas.

Crecimiento con estabilidad en 2019

Valdez Albizu resaltó que, a pesar de las condiciones adversas del entorno internacional, en el contexto doméstico, informaciones preliminares del Índice Mensual de Actividad Económica (IMAE) señalan que la demanda interna continúa reaccionando favorablemente luego de la implementación de las medidas de flexibilización monetaria, y que, en efecto la economía se expandió 5.2% interanual en el mes de octubre, luego de haber alcanzado 5.1% en el mes de septiembre. De este modo, el crecimiento promedio durante en el período enero-octubre fue de 4.8%.

Asimismo, aseguró que este dinamismo registrado por la actividad económica en los meses recientes contribuiría a que el crecimiento económico de la República Dominicana se ubique en torno a su potencial de 5.0% al cierre del año, manteniendo el liderazgo en la región de América Latina y el Caribe que, según el FMI, apenas crecería 0.2%. En adición, se mantendría la estabilidad de precios, con una inflación que cerraría entre 3.5% y 4%, dentro del rango meta de 4% ±1% del Programa Monetario del Banco Central.

“En cuanto al sector externo, se proyecta que el déficit de cuenta corriente de la balanza de pagos se ubique en torno a 1.6% del PIB, muy por debajo de su promedio histórico, gracias al dinamismo de las remesas y las exportaciones, así como por la recuperación gradual del turismo. Es importante destacar, que la inversión extranjera directa sobrepasará los US$2,600 millones durante este año 2019, lo que equivaldría a una cobertura de más de dos veces del déficit de cuenta corriente”, informó el gobernador.

20191203 https://www.diariolibre.com

+ Leídas