7 consejos para crear tu fondo de emergencias

  • En estos tiempos inciertos que ha traído la pandemia, ahorrar y crear un fondo para las emergencias, en caso de que pierdas tu empleo, es de vital importancia, pero ¿sabes cómo hacerlo?
$!7 consejos para crear tu fondo de emergencias
El fondo de emergencia debe equivaler a entre tres y seis meses de tus gastos.

¿Que pasaría si pierdes tu trabajo o tienes un accidente? ¿Tienes el suficiente dinero guardado para cubrir este tipo de eventualidades? Si tu respuesta es negativa, debes comenzar a pensar en crear un fondo de emergencia, y con ello queremos decir un cantidad de efectivo ahorrado en tu cuenta para casos de emergencia para cubrir aquellos gastos inesperados que podrían forzarte a endeudarte, a pedir dinero prestado, o a utilizar las tarjetas de crédito. De esa manera, si ocurre algo indeseado, un fondo de emergencia te permitirá continuar con tu vida sin afectar tus finanzas. Estos son los pasos que debes seguir:

1. Dependerá de la situación de cada persona en particular, sin embargo, todos los expertos coinciden que el fondo de emergencia debe equivaler a entre tres y seis meses de gasto (no de ingreso, sino del dinero que se gasta en promedio). ¿La razón? De esa manera podrás mantener el mismo nivel de vida durante ese periodo de tiempo.

2. ¿Qué debes incluir en esos gastos? Tus necesidades absolutas, como costo de vivienda, obligaciones de deuda, alimentos y atención médica. Y olvídate de gastos como comer fuera, ropa nueva, vacaciones o cualquier otro gasto variable. Por eso es necesario que hagas un presupuesto y tengas ese cálculo hecho.

3. Una de las estrategias más efectivas para tener tu fondito o clavito es programar un ahorro automático mensual desde tu cuenta de nómina. ¿Cómo? Programar una transferencia mensual a la cuenta donde estés acumulando el dinero para crear fondo de emergencia.

4. Si eres amante de las aplicaciones y vives pendiente de tu móvil, recuerda que ahora hay Apps para todo. Por ejemplo, con una aplicación puedes conectarse a tu cuenta bancaria y cada vez que gastas en algo, ahorras una cantidad redondeando la cifra. Es decir, ahorras mientras gastas.

5. Y si eres de los que les queda dinero en la cuenta a final de mes, puedes pasar al fondo de emergencia lo que hayas ahorrado a final de mes. No es la más efectiva, pues según datos del BID solo el 16% de la población adulta latinoamericana afirma tener ahorros en un banco frente a las economías mas fuertes; donde el 50% de sus habitantes afirman tener ahorros, así que es posible que acabes por ahorrar más bien poco.

6. No uses este dinero para otras cosas, porque lo que pasaría es que adquirirías un estilo de vida más caro y seguirías sin ahorrar. Este dinero es sagrado. No lo toques.

7. Por eso, este es nuestro consejo final: el fondo de emergencia no puede estar nunca mezclado con tus ahorros, porque si haces esto, tarde o temprano le acabarás metiendo mano. Tu fondo de emergencia es un dinero especial, porque va a sacarte de apuros, por eso debes tratarlo aparte.

20200621 https://www.diariolibre.com

+ Leídas