Siniestros en vías no bajan

Por la cuarentena y por el toque de queda, 2020 cerrará con menos siniestralidad vial que el año pasado cuando por día el promedio de muertes en el lugar del evento fue de seis personas. Habrá que esperar que finalice el año para las comparaciones, pero el Observatorio de Seguridad Ciudadana computa entre enero-junio 810 muertes in situ (dos veces más que homicidios), lo que indica, si tomamos en cuenta la situación a que obligó la COVID-19, que no habría mucha diferencia con 2019. Es una fatalidad; el grito es de impotencia. Alguna solución de fondo se debe buscar, bien sea la implementación de más eficaces medidas preventivas o el fortalecimiento de las represivas, en pos de reducir lo que se ha convertido en una epidemia.

+ Leídas