Y el mundo sigue girando

Se contaron los votos y ocurrió lo de siempre: el ciudadano que se interesó cumplió con su parte, y lo hizo de manera cívica. Los supuestos peligros que voces agoreras advirtieron no se dieron y la Junta Central Electoral, al salir bien librada de las primarias, despeja dudas sobre su desempeño en febrero y mayo del 2020. ¿Que en el partido oficial queda la resaca y que perviven fuertes contradicciones? No era para menos por ser Gobierno y determinante en los poderes del Estado, con lo que aparenta trastocarlo todo, pero triunfadores y perdedores no tendrán de otra que ponerse de acuerdo porque corren el riesgo de ser desalojados del Palacio Nacional. Así, los derrotados de ahora habrían fracasado dos veces.

+ Leídas