Compartir
Secciones
Podcasts
Última Hora
Encuestas
Servicios
Plaza Libre
Efemérides
Cumpleaños
RSS
Horóscopos
Crucigrama
Más
Contáctanos
Sobre Diario Libre
Aviso Legal
Versión Impresa
versión impresa
Redes Sociales
Picadura
Picadura

Hombre casi pierde un dedo por picadura de una araña en Valverde

Juan Santana relató que en el Hospital Luis L. Bogaert de Mao pero solo le recetaron calmantes y lo mandaron a su casa

Dijo que en una clínica descubrieron el veneno y lo operaron

Un joven de Amina, Mao, provincia Valverde, casi pierde el dedo índice de la mano izquierda tras ser mordido por un insecto arácnido, el cual le causó una infección putrefacta (necrosante). 

Diario Libre conversó con el joven Juan Santana de 25 años de edad, cuyo oficio es camionero y asegura que no vio de qué insecto se trataba pero recibió una picadura que empeoró según avanzaban los días. 

Tras la picadura de lo que posiblemente fuera una araña marrón, según le dijo su médico, sintió síntomas muy fuertes como dolor, fiebre e hinchazón en la parte afectada, luego no podía mover el brazo.

Dijo que buscó ayuda médica más de tres veces en el hospital Público de Mao (Luis L. Bogaert), sin embargo no le diagnosticaron picadura de insecto hasta que decidió acudir a un centro privado, donde tras ser evaluado fue ingresado y operado. 

El veneno había avanzado casi hasta el hueso del dedo y estaba empezando a causar necrosis. Tras la operación permaneció más de diez días interno y ya se encuentra en su casa en Amina, recuperándose con un tratamiento de medicamentos.  

"Me picó algo, no sentí lo que fue, no lo vi, después de la picada el dedo empezó a hincharse, la hinchazón no le puse mucho asunto y a los tres días no aguanto el dolor, voy al hospital (Luis L. Bogaert), y lo único que me dicen es pónganle un diclofenac y váyase para la casa fui dos o tres veces y lo mismo", contó Juan a este medio. 

Quejas por atenciones en hospital público de Mao

Jorlenis Javier, esposa del afectado, se quejó de las atenciones deficientes que ofrecen a los ciudadanos los hospitales del sector público. 

El cirujano que atendió a Juan no quiso ofrecer declaraciones. Vía telefónica dijo a este medio, "no quiero continuar hablando a la prensa porque he visto que han tergiversado mis informaciones, en algunos casos han dicho que se trata de una viuda negra, si hubiera sido así estaría muerto a quien le pique una de esas arañas, ya que sus picaduras son mortales en más de un 90 %", dijo el galeno. 

En visita a la Clínica San Judas Tadeo ubicada en Mao, donde fue atendido Juan, no confirmaron si han sido recibidos más casos por picaduras de arañas. 

Una médico general que estaba de servicio expresó, sin ofrecer su identidad, que sólo conoce del caso de Juan Santana y desconoce si otros médicos han consultado a personas por el mismo tema.

"Hubo un paciente que fue visto por un cirujano, yo no sabría el diagnóstico definitivo, por mis manos no he visto más nadie por picaduras", dijo la doctora a este medio.

Declaraciones del ministro de Salud sobre el tema

En declaraciones a la prensa el sábado el ministro de Salud Pública, Daniel Rivera, informó que el Ministerio de Salud Pública por el momento no ha recibido notificaciones de alertas por picaduras de arácnidos.  

Sin embargo señaló que pediría a la provincial de salud de Valverde estar alerta. 

La araña marrón o reclusa 

Supuestamente este tipo de araña se encuentran esparcidas y atacando a trabajadores agrícolas, especialmente en la provincia de Montecristi, aunque todavía las autoridades no lo han afirmado. 

Diario Libre se enteró que los casos que han ocurrido de picaduras han sido atendidos en centros médicos del sector privado.

La araña marrón es conocida también como ermitaña, chilena, violinista, del rincón o reclusa marrón. Este tipo de tarántulas es considerado “altamente venenosa, tóxica y peligrosa”, la cual pertenece al género Loxosceles.

TEMAS -

Es periodista egresado de O&M, ha ejercido el periodismo desde el año 2005 desde Santiago, le gusta servir a los mejores intereses de la sociedad desde su profesión